lunes, octubre 23, 2006

La sesuda reflexión del lunes

¿Para qué el qué?, para hablar. ¿Para qué el cómo?, para anticipar. ¿Para qué el para qué?, para proyectar. ¿Para qué el por qué?, para ganar tiempo... o para perderlo.

"A más cómo, menos por qué" - Jorge Wagensberg

Para el que no lo sepa, hoy he decidido dejar el café ¿se nota?

4 comentarios:

Liseth dijo...

Desde una adicta a los efectos de ese canelo líquido demoniaco, sólo te doy ánimos para ese intento de dejarlo...

yo sufro de síndrome de abstinencia por tres días, unos dolores de cabeza insoportables.

Actualmente, me he vuelto a reenganchar. Necesito ir despierta por el mundo, jajajajaja

Nada que Contarte dijo...

Mientras no dejes el café y te enganches a otras cosas... yo no lo dejaria, simplemente, me dosificaria...

rorschach 3D dijo...

No he entendido nada. Creo que ha llegado la hora de instalarme mas RAM.

Marga F. Rosende dijo...

No se nota nada!!. Se te ve más hiperactivo que nunca.
Un beso