lunes, enero 28, 2008

Comunicación

"La soledad es un buen lugar para visitar, pero un mal lugar para quedarse"


Con insana frecuencia me gusta encerrarme, tumbarme sobre la cama y esconderme sobre las páginas de un libro. Escondido con ese sentimiento de encontrarme en una guarida segura, guarida física entre mis cuatro paredes, y guarida personal entre la historia que me cuenta mi libro, historias de otros de la que siempre podré huir cerrando página.

Esta soledad tan agradable, en el fondo, contradicciones mías, la detesto.

Deseo constantemente sentirme solo, pero solamente mientras yo lo desee. La sensación más agradable es saber que con solo una palabra, puedo escapar de mi guarida.

5 comentarios:

Ispilatze dijo...

(Está bien; aquí van a sobrar... 18... No; 20):

PALABRA

(aliento para que sigas acompañándonos desde tu ¿soledad? vestida de palabras)

volveré!
:)

CUCHHHI dijo...

la soledad es un bello paraje si lo miramos con la perspectiva adecuada, pero eso si en pequeñas dosis.
un saludo

María dijo...

No hay como un pequeño, o gran, momento para dedicarnos en exclusiva a nosotros, aislarnos del entorno. Pero lo ideal es hacerlo solo cuando nos apetece por voluntad propia. Que no siempre se puede permitir una el lujo, jaja!!

Satautey dijo...

La soledad deseada es muy bonita la mala es la impuesta....
Saludos

Alafia dijo...

La mejor soledad es la deseada,
a mi me pasa a menudo:
me encanta estar sola.
Sin embargo,
no hay nada peor
que sentirse solo entre multitud de gente.
Un abrazo